Plaza Condesa: casi 9,000 metros cuadrados de riesgo

Colapso podría afectar cinco cuadras a la redonda, ¿Qué hace falta para que se demuela el inmueble?

El posible desplome del Edificio Plaza Condesa tendría afectaciones incluso a 5 o 6 cuadras a la redonda. El edificio tiene una altura promedio de 43.5 metros, el auditorio abarca 5,200 metros, más los departamentos con un promedio de 120 metros cuadrados y las áreas comerciales.


Se considera que ante un movimiento telúrico el inmueble se desplazaría hacia sus costados y frente, afectando edificios aledaños. La gran pregunta es, ¿por qué no se ha demolido el edificio si presenta un riesgo tan claro para la ciudadanía?


Desde los terremotos del año de 2017, el edificio quedó seriamente dañado. Pese a que van a transcurrir casi 4 años, nadie ha hecho nada por mitigar el riesgo. De acuerdo con documentos oficiales emitidos por el Gobierno de la Ciudad de México, el edificio Plaza Condesa, ubicado en colonia Hipódromo Condesa, podría colapsar en cualquier momento.



Los modelos matemáticos de los especialistas apuntan a que la brecha sísmica de Guerrero supone una de las mayores amenazas para grandes áreas pobladas como el Valle de México, donde se concentra alrededor de la quinta parte de la población del país, con unos 23 millones de habitantes.


El centro y oriente de la Ciudad de México son las regiones más vulnerables ante sismos de gran magnitud. Entre las alcaldías con los más altos riesgos se encuentran: Cuauhtémoc, Venustiano Carranza, Iztapalapa, Coyoacán y Tláhuac.


El inmueble fue construido entre 1952 y 1973 por el ingeniero Francisco J. Serrano. No obstante, en su diseño no se contemplaron las observaciones antisísmicas que se incorporaron en el reglamento de construcciones del Distrito Federal en 1987, 1993 y 2004.


El Instituto para la Seguridad de las Construcciones (ISC) fue el primero en catalogar este inmueble con alto riesgo. Posteriormente, la Comisión para la Reconstrucción de la Ciudad de México (Gobierno CDMX) registró el inmueble en su plataforma con nivel de riesgo alto de derrumbe y necesaria demolición.