En seis años feminicidios crecen 145% en México



En los últimos seis años, los feminicidio aumentaron en 145%, según cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), luego que en los primeros ocho meses de 2020 van 645 casos, mientras que se reportaron 263 en 2015; expertas ven fracaso en estrategia federal para prevenir delito y acabar con la impunidad.


De acuerdo a las cifras oficiales, el Estado de México, Veracruz, Ciudad de México, Nuevo León, Puebla, Jalisco, Morelos, Baja California, Oaxaca y Chihuahua, son las entidades más peligrosas para las mujeres.


Entre los 645 casos reportados en este 2020, 10 se han convertido en el combustible de la indignación a nivel nacional en un año donde las movilizaciones por la justicia han aumentado, así como la exigencia de políticas públicas de prevención de los delitos.


Isabel Cabanillas


En enero fue asesinada a los 26 años la artista y activista por los derechos de la mujer. Fue encontrada sin vida en la zona centro de Ciudad Juárez, Chihuahua, luego de haber permanecido en condición de desaparecida.



Ingrid Escamilla Vargas


Fue asesinada en febrero a los 25 años y el principal sospechoso del crimen fue su pareja. Contaba con estudios en Administración de Empresas cuando le quitaron la vida en la alcaldía de Gustavo A. Madero, en la Ciudad de México.



Fátima Cecilia Aldrighetti Antón


También fue asesinada la menor de siete años, quien había sido reportada como desaparecida desde el 11 de febrero. Cuatro días después, su cuerpo fue localizado en la alcaldía de Tláhuac.



Los feminicidios de Isabel, Ingrid y Fátima dieron pie a manifestaciones en todo el país, que alcanzaron su punto más alto el 8 de marzo, en el Día Internacional de la Mujer, cuando sólo en la Ciudad de México se manifestaron 80 mil personas.


Diana Carolina Raygoza


La joven de 21 años y estudiante de la licenciatura de Derecho en la Universidad Autónoma de Nayarit, fue asesinada en su casa, en el municipio de Tepic, en medio de la cuarentena por el Covid-19.



Susana Salais Morales


Tenía 24 años al momento de que su cuerpo fue encontrado sin vida en su domicilio. Organizaciones sociales acusaron que la madre de un menor de seis años fue abusada sexualmente en su hogar y posteriormente asesinada frente a su pequeño hijo.



Danna Reyes


En Mexicali, la adolescente de 16 años y cuyo cuerpo fue quemado causó un escándalo, pues el fiscal general del estado, Guillermo Ruiz, resaltó que ella tenía tatuajes en el momento en el que le arrebataron la vida, lo cual fue calificado como un acto de revictimización por parte de asociaciones civiles y expertas en género.



Fernanda Gual


En el mismo mes de agosto fue asesinada en Mérida, Yucatán, la mujer de 21 años, supuestamente asesinada por su exnovio, quien le habría disparado en la cabeza y luego se suicidó.



Jessica González


En Michoacán, en septiembre, se registró su feminicidio de Jessica González, presuntamente a manos de su expareja. Ella tenía 21 años y se dedicaba a dar clases.




Xitlali Ballesteros


De igual forma, la semana pasada se reportó el feminicidio de Xitlali Ballesteros, quien con 31 años fue reportada como desaparecida en Morelia y su cuerpo fue encontrado en Valle de Santiago, Guanajuato. Ella era enfermera en un hospital del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y con anterioridad había trabajado en clínicas privadas.



Especialistas coincidieron en señalar que en el segundo año del gobierno de Andrés Manuel López Obrador no se logró diseñar una estrategia para prevenir los feminicidios y acabar con la impunidad en estos casos.


“No hemos logrado bajar este crimen porque las autoridades no pueden acreditar el delito de feminicidio y no se castiga.


“También hay unidades y fiscalías especializadas, pero sin personal ni la experiencia requerida”, señaló María de la Luz Estrada, coordinadora del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF).

Con información de El Universal.