Cierran yaquis la llave de agua a Guaymas


Un grupo de yaquis cerraron el sistema de bombeo que abastece a casi el 80 por ciento de los habitantes de la ciudad de Guaymas, Sonora, tras bloqueo a las vías del tren y la toma de la carretera federal 15.


De acuerdo a información de la Comisión Estatal del Agua (CEA), que un grupo de integrantes de la etnia yaqui tomó las instalaciones de rebombeo PB2, ubicadas a la altura del cerro Boca Abierta, lo que está generando afectaciones en los programas de distribución de agua potable.


"Esta acción ha provocado que dejen de operar el 100 por ciento de los pozos del Acueducto Yaqui-Guaymas y, en consecuencia, que no suministre el servicio a cerca del 80 por ciento de los usuarios de Guaymas", detalló.

La CEA asegura que son al menos 12 colonias dejaron de recibir el servicio de agua tras la protesta que inició anoche alrededor de las 20:00 horas, por lo que en casos de emergencia se apoyará con pipas el abasto de agua potable, priorizando a instituciones médicas.


Detalló que en el Municipio de Empalme, el abastecimiento se dará de manera habitual, a través de los pozos de Maytorena.


Los yaquis tomaron esta acción luego que la Alcaldesa de Guaymas, Sara Valle Dessens, se negó a asistir al diálogo programado ayer con presencia de autoridades federales y estatales.


A principios del mes de agosto, el presidente Andrés Manuel López Obrador se reunió con ocho gobernadores de los pueblos yaquis, donde acordó el Plan de Justicia para el Pueblo Yaqui que contempla: revisión y restitución de las tierras que les hayan sido invadido en función del territorio yaqui reconocido en un decreto presidencial de 1937; revisión del suministro del agua que legitimamente les corresponde a las comunidades; instrumentación de un plan de mejoramiento urbano y reconstrucción de viviendas que concluirá a mediados de junio