3 de cada 10 empresarios en México sufren por corrupción, alerta Gustavo de Hoyos



La primera obligación de un gobierno es el cabal establecimiento de un Estado de Derecho, donde se combate la pobreza, se protege a las personas y se disminuyen los niveles de corrupción, sin embargo, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador poco ha hecho en la materia.

De acuerdo al Índice de Estado de Derecho 2020, realizado por la prestigiosa organización internacional World Justice Project, México presenta un panorama devastador en materia de corrupción al encontrarse en el lugar 121 de 128 países medidos.

La Confederación Patronal de la República Mexicana sostiene que al menos tres de cada diez de los empresarios en el país sufren por la corrupción al realizar pagos extroaficiales al interactuar con alguna autoridad de gobierno.

Gustavo de Hoyos, presidente de la Coparmex, sostiene que la corrupción es un freno para el crecimiento de México, por lo que las autoridades deben realizar un combate contra el delito porque nadie debe estar por encima de la ley.


Señala que el presidente López Obrador debe cumplir la promesa de acabar con la corrupción, como lo prometió en su campaña en 2018, y es por ello que debe dar seguimiento a las cuatro acciones estratégicas que impulsa la Coparmex, sino estaría cayendo en lo que tanto criticó:

1. Protección, Impulso y Desarrollo del Sistema Nacional Anticorrupción.

2. Desarrollo de contrataciones públicas.

3. Responsabilidad e integridad de los empresarios.

4. Consolidad el Sistema Nacional de Fiscalización.